¿Apostamos o no apostamos? – Rentabilidad y Riesgo

Si queremos invertir sólo por los próximos 90 días, nuestro portafolio deberá estar compuesto 100% por instrumentos de deuda, también conocidos como de renta fija.

Menciono primero que administrar nuestras inversiones, en especial aquellas hechas por personas, es un proceso continuo. El hecho de que nos aproximemos al final del año no significa nada en especial. Diciembre es un mes como cualquier otro y sólo representa el término arbitrario de un período: los mercados financieros no toman vacaciones ni conmemoran la Navidad.

apostamos-o-no-apostamos-to-bet-or-not-to-bet

Faltando tres meses para finalizar este 2014, la Gran Pregunta es:

¿Apostamos o no apostamos?

En segundo lugar, hablar de “apuesta” en inversiones no es del todo acertado ya que esta palabra tiene una connotación negativa vinculada al azar. Es cierto que toda inversión conlleva riesgos, toda vez que el futuro, por definición, es incierto. Pero también es cierto que podemos administrar este riesgo disminuyendo el componente implícito de azar. Por último, es necesario recordar tres factores esenciales al momento de invertir: nuestra tolerancia al riesgo, el plazo de nuestra inversión y su objetivo. Su combinación conduce a laesencia de toda inversión: maximizar la relación entre rentabilidad y riesgo, lo que logramos con una adecuada diversificación.

Entonces, ¿qué pasos seguir?

Primero:

Encontrar nuestra tolerancia al riesgo, una característica personal que varía según nuestras preferencias individuales.

Segundo:

Definir el plazo de nuestra inversión, aquel periodo durante el cual, con una alta probabilidad, no necesitaremos de los recursos involucrados en la empresa.

Tercero:

La combinación de los dos anteriores dará como resultado una diversificación prudente de nuestros ahorros, lo que se conoce como “asset allocation” o “distribución de activos”. Para conocer nuestra tolerancia al riesgo, llamada también “perfil del inversionista”, así como la diversificación que sea coherente con dicha tolerancia y el plazo de nuestra inversión, recomiendo ingresar aquí.

El plazo es muy importante toda vez que, si nuestro horizonte de inversión es breve, no es aconsejable invertir en acciones aunque nuestro perfil de inversionista sea muy arriesgado. Así, si queremos invertir sólo por los próximos 90 días, nuestro portafolio deberá estar compuesto 100% por instrumentos de deuda, también conocidos como de renta fija.

Ahora, ¿cómo lograr lo anterior?

Lo más eficiente son los fondos mutuos: instrumentos muy flexibles que permiten fácilmente lograr una diversificación armónica con nuestro perfil y el plazo de inversión. Como existen cerca de 30 tipos y categorías de fondos mutuos, podremos encontrar el tipo de activo financiero que más se ajuste a la combinación de estas dos variables.

¿Qué fondos mutuos elegir?

También en FOL.cl podrán encontrar un ranking de fondos mutuos elaborado según una metodología, llamada Folscore, consistente en asignar un puntaje a cada fondo según la evolución de 7 variables, donde a mayor puntuación, mejor es el fondo.

¿Dónde invertir?

Recordemos que el objetivo debe ser maximizar la relación entre rentabilidad y riesgo, por medio de una correcta diversificación que considere nuestra tolerancia al riesgo y el plazo. En este sentido, el portafolio debería ser: La parte de acciones, para un plazo mínimo entre 12 y 18 meses: fondos mutuos en Estados Unidos y Europa Desarrollada. La parte de renta fija de mediano plazo: en partes iguales entre renta fija chilena mayor a 365 días en pesos y en UF. Para el muy corto plazo: renta fija chilena entre 90 y 365 días.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *